Infoguia.com

¿Qué datos publicar en nuestras redes sociales?

¿Qué datos publicar en nuestras redes sociales?
Fecha de Publicación: 05-09-2017
Fecha de Actualización: 05-09-2017

Debemos darle prioridad a nuestra seguridad, evitando difundir información confidencial en las redes sociales.

El protagonismo que las telecomunicaciones han tenido en los últimos años, sin lugar a dudas está representado por el boom de las redes sociales, aquellas que nos permiten intercambiar información de toda índole con nuestra lista de contactos, no solo en nuestro entorno más cercano, sino fuera de las fronteras, incluso, en cualquier lugar del planeta.

Pero así como las redes están llenas de amigos y viejos conocidos del colegio o la universidad, también nos podemos topar con los ciber-delincuentes, que de manera sigilosa se las ingenian para tener acceso a nuestra información por más confidencial que esta sea y así convertirnos en blanco fácil de sus fechorías.

Por esta razón, debemos tener extremo cuidado al momento de publicar en sitios sociales. Recordemos que muchas personas mal intencionadas nos pueden estar siguiendo para “pescar” la información que puede poner en peligro nuestra seguridad personal, profesional y familiar.

En razón de esta premisa, traemos una lista de sugerencias para mejorar la seguridad en el desenvolvimiento diario a través de las redes sociales:

Publicar información personal: Muchas personas que caen en la ingenuidad, terminan publicando toda su información personal, como su año de nacimiento, domicilio, número de teléfono, datos que podrían ser utilizados para poner su seguridad personal o financiera en riesgo.

Publicar todas nuestras actividades: Si bien las redes sociales son ideales para contarle a los amigos lo que estamos haciendo, tengamos cuidado con las aplicaciones, sitios web y juegos sociales que publican actualizaciones automáticas en nuestra cuenta. Pero sobre todo tengamos cuidado cuando salimos de viaje, pues tal vez sin pensarlo, le daríamos información a personas mal intencionadas que nuestra casa se ha quedado sola.

Aceptar como amigos a personas desconocidas: Debido a la facilidad con la que es posible acceder a información personal, muchos usuarios de las redes se las ingenian para intentar convertirse en nuestros amigos, con el propósito de obtener sus datos personales, fotos o sus listas de contactos con fines que no siempre son buenos. Para controlar estas solicitudes, aprendamos a desactivar el botón Agregar a mis amigos. De esta manera, solo aquellos con un grado de cercanía a nosotros podrán solicitar nuestra amistad.

Descuidar la privacidad: Aprendamos a controlar la privacidad de nuestra biografía en cualquier red social, conociendo y configurando las actualizaciones que publicamos diariamente. Recordemos también que podemos crear listas de amigos para que no todos vean las cosas que compartimos.

Publicar nuestra ubicación actual: A muchos usuarios les agrada etiquetar su localización para especificar dónde están. Esto abre el camino a los delincuentes, pues fue el mismo usuario quien contó que está al otro lado del mundo, disfrutando de sus vacaciones y no va a volver hasta un mes después. Los delincuentes saben exactamente, cuánto tiempo tienen para robar su casa. Así que mejor será subir las fotos de las vacaciones cuando regrese a su hogar.

Boletos. Es una práctica muy común poner fotos de boletos o entradas a un concierto, evento deportivo o tikets de avión en redes sociales. De esta manera los delincuentes podrán saber dónde estará la persona con precisión de fecha y hora.

Placas. Tampoco es recomendable que aparezcan en internet, fotos que muestren los números de matrícula de nuestros vehículos (carros o motos). Son datos fácilmente rastreables en internet y podrían ubicar a través de ellos, otras informaciones confidenciales.

Etiquetar los nombres en las fotos de los hijos: Los padres orgullosos publican cientos de fotografías y videos de sus hijos en las redes sin pensarlo dos veces. Algunos hasta reemplazan las fotos de sus perfiles con las de sus hijos, colocando incluso, el nombre completo del niño, la fecha y hora exacta de su nacimiento. Este tipo de información le brinda la posibilidad a un malhechor de usar el nombre de su pequeño y los de sus familiares y amigos para construir la confianza y acercarse a él, con fines oscuros.

Otro de los aspectos que debemos cuidar respecto a nuestra seguridad en internet, se refiere a la creación de contraseñas. Por ejemplo, no utilicemos la fecha de nacimiento, el número de teléfono, el nombre de algún familiar o incluso el de la mascota, en especial si muchas personas ya conocen esta información. Ello aplica para nuestros correos de trabajo, donde abunda información confidencial relacionada con el desarrollo de nuestras actividades profesionales.

Infotips
La celebración del día del padre se remonta a “Román Parentalia”, una festividad de 10...
Desde el año 2010, por invitación de la Asociación Mundial para la Salud Sexual (AMSS), o por sus...
Si eres de esas personas que aman la Navidad, ¡eres de los nuestros! Porque sabes que se trata de una...
DH Sanitarios Portátiles 1020 CA en