Buscar Empresas en Venezuela

Seleccione Estado
Seleccione el Estado Amazonas Anzoategui Apure Aragua Barinas Bolívar Carabobo Cojedes Delta Amacuro Falcón Falcón (Morrocoy) Falcón (Paraguaná) Gran Caracas Guarico Lara Mérida Miranda Miranda (Altos Mirandinos) Miranda (Barlovento) Miranda (Guarenas / Guatire) Miranda (Valles del Tuy) Monagas Nueva Esparta Portuguesa Sucre Tachira Trujillo Vargas Yaracuy Zulia Zulia (Costa Oriental de Lago)
En un click lo encuentras todo!

Qué son plaquetas

Compartir esta página:
    
Qué son plaquetas
La principal función de las plaquetas es detener las hemorragias, lo que las convierte en la primera instancia de defensa que tiene nuestro cuerpo al contribuir a taponar una herida.
Qué son plaquetas

Las plaquetas, también conocidas como trombocitos, son pequeñas células que se encuentran en la sangre. Tienen formas irregulares y no poseen núcleo, este hecho las diferencia del resto de células y elementos que forman la sangre como los eritrocitos o glóbulos rojos y los leucocitos o glóbulos blancos, entre otros.

Los valores normales de plaquetas en un cuerpo humano sano oscilan entre 150.000 y 450.000 por milímetro cúbico. Siendo así uno de los elementos celulares en la sangre más abundantes, después de los glóbulos rojos. De esta cifra, sólo dos tercios de las plaquetas se encuentran circulando libremente por el torrente sanguíneo, el tercio restante se localiza almacenado en el bazo.

Los trombocitos se originan en la médula ósea del cuerpo humano, concretamente en lo que se denomina tejido hematopoyético y derivan de unas células más grandes, llamadas megacariocitos. Lo que significa que cuando el citoplasma de los megacariocitos se fragmenta o rompe, los restos resultantes de este proceso son lo que conocemos como plaquetas.

Desde que se originan, las plaquetas circulan en el ser humano entre siete y doce días. Después se almacenan en el bazo donde son destruidas por los fagocitos. No sólo el bazo destruye las plaquetas cuando estás han completado su vida útil, las células Kuffner que se encuentran en el hígado también realizan esta función, pero en menor cantidad. El hígado cumple esta función, sobretodo en personas en las que su bazo no funciona adecuadamente desde su nacimiento, por alguna patología o cuando carecen de él porque se les ha tenido que extirpar mediante cirugía.

La producción de plaquetas y de megacariocitos, células de las que provienen, es regulada por nuestro cuerpo gracias a un complejo sistema de hormonas que reciben el nombre de trombopoyetina. Esta hormona es producida por el hígado y los riñones, y es la encargada de enviar la señal al cerebro para que active la producción de plaquetas cuando éstas se encuentran bajas o de detenerla, cuando el recuento es alto o suficiente.

La única manera de saber cuál es la cifra de plaquetas que tenemos en nuestro cuerpo es a través de un análisis de sangre. La prueba se denomina “hemograma” y nos sirve para conocer no sólo el número de plaquetas en sangre, sino también el del resto de células de la sangre como los glóbulos rojos o los glóbulos blancos y otros datos relevantes a la salud de nuestra sangre como, la hemoglobina o el hematocrito.

El principal papel de las plaquetas es en la hemostasia y coagulación de la sangre, pues ayudan a controlar el sangrado cuando se presenta una herida, ya sea externa o interna. Cuando se produce una herida o corte de un vaso sanguíneo, las plaquetas serán las primeras en actuar, primero haciendo que el vaso se estreche, vasoconstricción y después, generando un tapón provisional, denominado tapón plaquetario que detiene momentáneamente la hemorragia. Es lo que se conoce como hemostasia primaria. Una vez formado el tapón entra en juego la fibrina, una proteína encargada de formar el tapón de fibrina, más denso y fuerte que el plaquetario y que atrapará a los glóbulos rojos.

Para que se detenga de manera definitiva la hemorragia deben entrar en acción los glóbulos rojos de la sangre, pero éstos tardan más en actuar y no pueden hacerlo correctamente sin no se ha creado previamente el tapón plaquetario. En ocasiones el tapón plaquetario es suficiente para detener la hemorragia si es leve.

Todo ello significa que un recuento bajo de plaquetas puede ocasionar que la hemorragia no se detenga o que lo haga con más dificultad. Igualmente, una cifra plaquetaria alta o por encima de lo normal, puede hacer que la sangre forme coágulos sanguíneos y se produzca una trombosis. Por ello, las plaquetas tienen una relación estrecha en determinadas patologías como la ateroesclerosis, los infartos coronarios agudos y el cáncer.

Tags: Plaquetas,Trombocitos,Sangre,Células de la Sangre,Que son las Plaquetas
Fecha: 03-10-2018
Paginas Amarillas
Sigue a Infoguia.com en:
    
Seleccione Estado
Seleccione el Estado Amazonas Anzoategui Apure Aragua Barinas Bolívar Carabobo Cojedes Delta Amacuro Falcón Falcón (Morrocoy) Falcón (Paraguaná) Gran Caracas Guarico Lara Mérida Miranda Miranda (Altos Mirandinos) Miranda (Barlovento) Miranda (Guarenas / Guatire) Miranda (Valles del Tuy) Monagas Nueva Esparta Portuguesa Sucre Tachira Trujillo Vargas Yaracuy Zulia Zulia (Costa Oriental de Lago)

Infoguia.com

Av. Santiago de León, entre
Av. Roma y Bruselas, Qta. Yaya,
Nº. 469, La California Norte, Caracas