Infoguia.com

Consejos para ser ecológicos al limpiar nuestros espacios

Consejos para ser ecológicos al limpiar nuestros espacios
Fecha de Publicación: 29-08-2016
Fecha de Actualización: 29-08-2016

La limpieza de nuestro hogar, no tiene por qué estar divorciada de una actitud ecológica.

Llevar una vida en concordancia con la ecología y la reducción del impacto ambiental y contribuir a tener un planeta más saludable, es posible aplicando algunos sencillos consejos. A continuación presentaremos algunas sugerencias para realizar el aseo y limpieza de nuestros espacios, reduciendo el uso de productos químicos e incorporando productos naturales.

Podemos preparar un limpiador multiusos para todo tipo de superficies con vinagre, agua destilada y aceite esencial de eucalipto. Evitaremos además, la proliferación de hongos.

Todos los elementos que usamos para la limpieza y desinfección del hogar tienen químicos que no solo perjudican nuestra salud, sino también al medio ambiente. Los quitamanchas, lavaplatos, limpiahornos, lejías, ambientadores, abrillantadores y todo lo que tenemos en el estante de la limpieza constituyen un armamento de químicos perjudiciales para nuestra salud y la de nuestra familia.

Los productos de limpieza que compramos en el mercado son una mezcla de diferentes sustancias que tienen la capacidad de eliminar la suciedad de diferentes superficies. Los ácidos están presentes en todas las fórmulas y pueden traer problemas más importantes que los gérmenes: provocan alergias, irritan la piel, causan reacciones oculares o respiratorias, irritan la garganta y la nariz y dañan los pulmones.

A su vez, una vez usadas, estas sustancias se desechan a través del inodoro e impactan negativamente en el medio ambiente, contaminando los ríos y los suelos. Así, no solamente se trata entonces de evitarlos por una cuestión de salud personal, sino también como una ayuda a nuestro planeta que tantas cosas nos brinda.

Para poder mantener la higiene en casa pero sin perjudicar ni al entorno ni a la naturaleza, se deben ir sustituyendo los productos que usamos frecuentemente por otros más naturales, caseros o biodegradables. Una buena idea es, cuando se termina un producto, no reponerlo, es decir, no comprar uno nuevo y empezar directamente con su sustituto. Los tres productos que nunca pueden faltar en el hogar para limpiar son: vinagre, limón y bicarbonato de sodio. Estos elementos tienen propiedades imposibles de superar por ningún químico.

Algunas recomendaciones y recetas interesantes:

Elaboremos un “eco limpiador” mezclando 180 ml de alcohol etílico, 800 ml de vinagre blanco, 15 ml de aceite esencial de pino y 5 ml de aceite esencial de menta. La aplicación es de una tapa por tobo de agua.

Otra receta de limpiador ecológico se elabora con una cucharada de jabón líquido vegetal, una cucharada de zumo de limón y ¼ litro de agua tibia. Se mezcla todo y se aplica con una esponja.

Un buen abrillantador para los muebles se fabrica mezclando el jugo de un limón y el doble de cantidad de aceite. Se coloca con un paño seco.

Para quitar las manchas de las alfombras, se empapa con una solución de una parte de vinagre con dos partes de agua. Limpiamos con esponja y agua limpia y secamos.

Para limpiar el piso, producimos una infusión de plantas, bien concentrada, como puede ser el romero o el tomillo y añadirle una cucharada de sal y algunas gotas de aceite esencial de lavanda. Colamos y vertimos en un cubo. Después lo llenamos con agua tibia hasta la mitad.

Si queremos que los vidrios de las ventanas queden transparentes, mezclamos vinagre y agua en partes iguales, añadimos unas gotas de jabón líquido neutro. Guardamos en un frasco con pulverizador y usamos cada vez que lo necesitemos.

Un buen limpiador multiusos se fabrica mezclando 300 ml de vinagre, 100 ml de agua destilada y 10 gotas de aceite esencial de eucalipto que es antiséptico, repele insectos y combate hongos.

Finalmente, un buen desinfectante para el baño se compone de 125 ml de agua destilada con 15 gotas de aceite esencial de árbol de té (tiene propiedades antisépticas). Lo rociamos en el lavamanos, en la poceta y el área de la ducha, lo dejamos actuar por unos minutos, antes de enjuagar con una descarga de agua.

Al momento de adquirir productos de limpieza, evitemos aquellos que perjudican la capa de ozono como por ejemplo los aerosoles. Además podemos ser ecológicos día a día con el mínimo esfuerzo, incorporando productos caseros para limpiar el hogar. Son muchas las alternativas para limpiar nuestros ambientes de manera natural y sin dañar el ambiente.

Infotips
La desinfección profesional, descontaminación, o saneamiento ambiental recurrente, diaria o...
Dr. Daniel Escalona en